Aplicaciones en la nube, no será necesario instalar nada en tu ordenador

 

Imagen NubeCada vez se escucha más el término "tecnología de nube" o aplicaciones y programas que se ejecutan en la nube. Pero ¿qué es esto? Se trata de una nueva tendencia de software, en la cual todos los servicios prestados al ordenador se hacen directamente desde Internet, por lo tanto, ya no se tendrá que instalar una enorme cantidad de archivos en el ordenador, ya que el programa que se desea utilizar, se ejecutará directamente desde el servidor del proveedor de software, aligerando nuestros discos duros. Cada vez que usted ingresa a su correo electrónico en la web, por ejemplo, está entrando a la nube. Cada vez más personas están creando documentos, elaborando presentaciones, escribiendo correos, compartiendo fotos y socializando en la nube y alojando ahí datos e información, lejos del disco duro de su ordenador.

Las ventajas de la computación en la nube están influyendo enormemente en nuestra forma de usar los ordenadores: Cada vez usamos más aplicaciones en nube: Gmail, Twitter, Facebok, Youtube... Paradójicamente estas maravillosas ventajas -la facilidad de acceso, lo asequible que resulta, su centralización y flexibilidad- podrían ser también la causa de nuevos tipos de inseguridad.

Es un funcionamiento similar a las máquinas terminales de una red. Por supuesto, que esto representa una enorme ventaja para el usuario final, ya que gana espacio en sus discos y movilidad. El único inconveniente es que todo el trabajo se realizará en un ordenador central, que por demás dejará registrados archivos nuestros y de presentar problemas, no tendremos la oportunidad de trabajar hasta que dicho inconveniente sea solventado.

Existen básicamente tres tipos de aplicaciones de nube:

- Nubes públicas, de uso global.

- Nubes privadas, las cuales son orientadas a soluciones corporativas.

- Nubes híbridas, las cuales son una mezcla de las nubes anteriores.

PROS Y CONTRAS

Los defensores de la computación en la nube aseguran que este modelo informático ofrece grandes ventajas. La más importante, afirman, es que reduce los costos al no requerir licencia de software instalado en computadoras, al tiempo que disminuye la necesidad de comprar más hardware.También afirman que la nube tiene una gran flexibilidad que no se encuentra en los programas y sistemas operativos que se instalan en los ordenadores. Poder empezar a trabajar con este tipo de infraestructuras será más rápido.

Entre sus desventajas podemos mencionar que la centralización de las aplicaciones y el almacenamiento de los datos origina una dependencia de los proveedores de servicios. Otra de las preocupaciones que genera es que este tipo de computación pone a internet en el centro de su apuesta. El problema es que no todos los países cuentan con la infraestructura necesaria para acceder a la red a una velocidad adecuada. Otra preocupación es la privacidad. Los defensores de los datos personales creen que las empresas podrían usar la nube para monitorear la actividad y los datos de los usuarios para su propio beneficio.

Cada vez más PCs, netbooks y terminales se diseñan para trabajar con software online. Sin embargo, hoy es imposible mover todo el software a plataformas por Internet. Aplicaciones que manejan archivos muy grandes para el ancho de banda de las conexiones, como programas de edición de video o de imagen avanzados, requerirían mucho tiempo solo para enviar y recibir la información. Juegos y aplicaciones multimedia, que utilizan al máximo las capacidades de procesamiento del PC, tanto de video (GPU) como procesador y memoria (CPU), siempre requerirán correr en forma local. Sin embargo, las aplicaciones ofimáticas clásicas y otros servicios inevitablemente van a ir migrando, y será beneficioso para los usuarios.

El punto débil para el pleno uso de las aplicaciones basadas en Internet son los problemas de conectividad actuales. Tener datos solamente en Internet no es una buena decisión, y realizar backups locales es necesario. En un futuro cercano, nadie instalará suites ofimáticas y otros softwares en su ordenador, y el usuario podrá moverse libremente mientras su desktop, información y programas le "siguen" a cualquier PC conectada a Internet donde ingrese su usuario y contraseña. Es posible que casi todo funcione en la nube.

Links de interés:

Antivirus en la nube
Fotografias y videos en la nube
Intercambio de archivos en la nube
Suite ofimática en la nube